Fotografía de bodas en Canarias » Fotografía en Gran Canaria, Tenerife, Fuerteventura, Lanzarote, León. Reportajes espontáneos, naturales y diferentes.

María & Rafa {Boda en la playa, Fuerteventura}

pinimage

María y Rafa lograron tener la boda que querían, una boda íntima, en una playa de Fuerteventura, llena de pequeños detalles que marcaron la diferencia. Cada persona, cada objeto, estaba allí por algo. No había nada fuera de lugar, o dejado al azar. El broche que llevaba María, las alianzas de sus padres, las piedras, los collares hechos por ellos mismos para regalar a sus invitados, los cuarzos rosas que los invitados pusieron en la espiral…. Ah! La Espiral!… que todos contribuyeron a crear y que sin duda ayudó a que el ambiente fuera mágico. Como ya les he dicho a ellos, he hecho muchas bodas a lo largo de los años que llevo dedicándome a la fotografía, pero en ninguna he sentido tanta paz y tranquilidad, no sé si fue la brisa del mar, el tacto de la arena en mis pies, el cariño que desprendían todos, la paz que me transmitieron María y Rafa desde el principio, el caso es que disfruté cada minuto de aquella preciosa ceremonia en la playa del Roque del Moro, me dejé llevar en el templo de la mano de Elvira, con la meditación y el baile. Y no me puedo olvidar de Botón, su perrillo, ¡me robó el corazón!, no se despega de María, y les llevó los anillos. Ellos me dicen que soy captadora de secretos, y yo les digo que cuando alguien se muestra tal y como es, sin tapujos y sin los tabúes de la sociedad….la fotografía se convierte en MAGIA. Chicos, si el año que viene quieren celebrar su primer aniversario de boda casándose de nuevo, voy con los ojos cerrados allá dónde estén! Muchísimas gracias por dejarme formar parte de algo tan bonito, por hacerme sentir una más.

En primer lugar les muestro el día previo a la boda, fuimos en unos 4×4 hasta la playa, ya que el acceso en un coche normal era imposible. Allí todos colaboraron y limpiaron la playa, que estaba llena de basura que lleva la marea. María y Rafa marcaron la espiral y todos colocaron las piedras en ella.

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

 

A continuación les muestro lo que fue el día de la boda.

“Subiendo por la escalera de la vida en forma de espiral describimos círculos en torno a nuestro centro, bien acercándonos, bien alejándonos de cierta comprensión de quienes somos. Cada escalón representa avance de la conciencia y exige una nueva presencia de ánimo.”

 La escala de Jacob (William Blake)

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

 

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

Y al día siguiente, aprovechamos los últimos instantes de luz para ir a La Pared y hacer unas poquitas fotos, y así tener una pequeña sesión postboda.

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

pinimage

 

 

 

 

 

Comparte en FacebookPinterestTwitter

Your email is never published or shared. Required fields are marked *

*

*

*

F a c e b o o k   y   m á s